El circuito 52 Super Series llega a Puerto Sherry

El puerto deportivo Puerto Sherry se convertirá durante la próxima semana en una de las selectas sedes del mejor circuito de regatas para barcos monocascos del mundo, el circuito 52 SUPER SERIES, que comenzará el lunes día 17 con los entrenamientos oficiales y concluirá el sábado día 22.

Los ocho barcos más potentes del mundo de la clase TP52, de siete nacionalidades distintas, participarán en la Puerto Sherry 52 SUPER SERIES Royal Cup, segunda prueba de la temporada. Platoon, con cinco regatistas españoles a bordo, defiende el liderato que obtuvo tras ganar la primera prueba de la temporada en Mahón el pasado mes de mayo.

52 SUPER SERIES desembarca en Puerto Sherry con unas 300 personas involucradas en el evento entre regatistas, equipos de tierra, árbitros y miembros de la organización y con la disputa de hasta diez mangas (todas en formato barlovento-sotavento) del más alto nivel internacional. El impacto económico previsto de la regata ronda los dos millones de euros de gasto directo en la zona.

Cuentan con veleros de los cuatros continentes: Europa, América, África y Asia, ya que hay un barco con bandera japonesa compartida con la norteamericana, el Sled del armador Takashi Okura. Además, en la flota también hay una amplia representación de regatistas de Oceanía, Australia y Nueva Zelanda, dos países con una amplísima tradición náutica. Además, como cada equipo trae a sus propios invitados, eso garantice la presencia de turistas de múltiples nacionalidades en las ciudades donde se celebra el evento.

El calendario de las 52 SUPER SERIES cuenta como gran novedad esta temporada con dos pruebas en aguas del Atlántico, una de ellas en Puerto Sherry, desde donde la regata irá directamente a Cascáis (Portugal) para cerrar el ciclo Atlántico en el mes de julio. En agosto vuelve a su ya tradicional cita con Puerto Portals (Mallorca), donde se volverá a disputar el Mundial Rolex TP52 World Championship, como ya ocurriera en 2015. En 2018 acogieron estas pruebas los puertos croatas de Sibenik y Zadar, Cascáis, Mallorca y Valencia.

El director general de 52 SUPER SERIES, Agustín Zulueta, ha destacado que la llegada del circuito en la Bahía de Cádiz “va a ser un gran desafío para los equipos, porque se van a encontrar con corrientes, mareas y diferentes condiciones de viento” y ha resaltado que “es muy interesante ir por primera vez a Puerto Sherry y también por primera vez encadenar dos regatas en el Atlántico”.

En este sentido, Zulueta ha señalado que este calendario en que se incluye por primera vez a la Bahía de Cádiz “satisface a los armadores, porque no les supone un reto muy complicado en la logística, pero sí que les ofrece una gran variedad de condiciones de navegación”.

52 SUPER SERIES es un circuito de regatas del más alto nivel a escala mundial, que sirve de banco de pruebas para los equipos de Copa América. Prueba del nivel de competitividad de este circuito es que de los 12 participantes de este año 9 han estrenado barco.

A pesar de no haber ningún equipo con pabellón español, son numerosos los regatistas españoles de primera línea involucrados en varios equipos, como es el caso de Jordi Calafat, Pepe Ribes, Pablo Rosano, Javi Plaza, Pedro Más, Víctor Mariño, Joan Fuyoana o Nacho Postigo.

52 SUPER SERIES es ya considerado unánimemente como el mejor circuito del mundo para barcos monocascos. El circuito emergió de las cenizas de la extinta MedCup y poco a poco ha ido creciendo con lógica y buen trabajo para llegar a los máximos niveles de calidad en los que ahora se encuentra y que atraen a los mejores armadores del mundo.

CLASE TP52

Los TP52 son barcos que miden 52 pies (15.85 m.) y que son tripulados normalmente por doce regatistas profesionales. Estrictamente controlados y medidos por la regla de la clase, nos encontramos con una flota de barcos muy parecidos en sus prestaciones que garantizan unas regatas muy parejas y competidas. El diseñador dominante entre la flota es el español Marcelino Botín. Los otros diseños son obra del holandés Rolf Vrolijk.

Aunque a simple vista los barcos puedan parecer iguales, lo que marca la diferencia es la innovación tecnológica que cada equipo aplica y que, aunque son imperceptibles a veces hasta para sus propios rivales, son las que al final deciden el triunfo junto con la pericia de las tripulaciones.

Con los TP52, que llevan ya 17 años compitiendo desde que surgieran en Estados Unidos para hacer la TransPacific, ha ocurrido que en vez de envejecer la clase, el trabajo de desarrollo tecnológico de los gestores de la clase, los equipos, sus diseñadores e ingenieros han conseguido que cada vez estos barcos sean más innovadores y que estén de rabiosa actualidad.

Más información en www.52superseries.com

Los comentarios están cerrados.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies